APPU condena agresión a estudiantes del Comedor Universitario

Por: Víctor Rodríguez Bultrón / Tw: @VicBlews

Foto: Archivo/Pulso Estudiantil

La Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU) condenó hoy los actos violentos cometidos durante la madrugada de ayer por guardias de seguridad privada contratados por la administración del recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico (UPR).

“La APPU está profundamente indignada por el incidente que pasó anteanoche en el que se removió con fuerza y agrediendo estudiantes un vagón que tenía alimentos que el movimiento estudiantil estaba almacenando para empezar un comedor social autogestionado que le iba a dar alimentos a los estudiantes y las estudiantes que pasan hambre en la universidad” afirmó la organización a través del presidente del capítulo del recinto de Río Piedras, el profesor Jimmy Seale Collazo.

El portavoz enfatizó que la falta de diálogo por parte de la administración antes de la remoción era una clara violación a la política de no confrontación del recinto, así como una clara falta de sensibilidad. Posteriormente, cuestionó la contratación de la compañía en el marco del estado financiero de la institución, además del paradero de los alimentos que permanecían en el vagón.

“Resulta indignante además el uso de guardias privados contratados con los ya mermados fondos universitarios para agredir en horas de la madrugada a estudiantes cuyo único propósito era alimentar a sus compañeros y compañeras. Esos alimentos son del pueblo de Puerto Rico que los donó para el estudiantado en huelga que se destinaron para seguir alimentando a estudiantes necesitados” enfatizó el docente.

De igual manera, el presidente preguntó luego sobre la toma de decisiones que conllevó este incidente, preguntando directamente si la decisión la tomó la Decana de Asuntos Administrativos del recinto, la Doctora Grisel Meléndez, y sobre las instrucciones dadas a Bridge Security.

Las declaraciones surgen mientras iniciaban nuevamente los trabajos administrativos del recinto riopedrense, y mientras la asociación sostenía vistas acerca a los trabajos docentes para llevar un plan fiscal que sirva a la institución.